El periodismo contemporáneo

El periodismo a evolucionado significativamente durante las últimas décadas, esto sin mencionar el alucinante incremento de las redes de información. En nuestros días es muy difícil determinar a que se le puede llamar “periodismo” realmente, nos conectamos a internet y nos vemos bombardeados por cientos de publicaciones de todo tipo, sitios web, blogs de opinión, entre otros.

Para el principio de la comunicación como medio informativo bastaba con querer comunicar, no importaba el cómo, sólo comunicar muchas cosas sin un fin determinado. Para el principio de la comunicación como ciencia, era irrevocablemente necesario encontrar personas idóneas con las actitudes necesarias, no basta con adquirir un conjunto de conocimientos, se necesita esa sed del periodista por indagar, se necesita cultivar el “alma de investigador” que todos llevamos dentro.

La gentil labor que desempeña un periodista puede realizarla cualquiera, pero la verdadera esencia del periodismo la conocen muy pocos. No se trata de recoger testimonios, de trata de unir cabos. Se trata de indagar más allá de las palabras. Un testimonio puede ser fácilmente falso o verdadero y aunque a veces resulte increíble la verdad no siempre es la que nos hace suponer nuestro pensamiento lógico (Las conclusiones que sacamos cada vez que estamos en piloto automático). Se necesita ser minuciosos y detallados, no se puede creer en cualquiera pero tampoco se puede ser del todo desconfiados.

Ahora bien, el periodismo no se reduce sólo a entrevistar personas, el periodismo exige lectura profunda, no se puede elaborar un ensayo o un artículo sin saber de lo que se habla, no se puede entrevistar un escritor sin saber de su trayectoria, la obligación del periodista es nutrirse en conocimientos, es llegar a una zona devastada e interpretar como arquitecto los escombros de un derrumbamiento, como médico la sintomatología de una pandemía, es ser abogado para cuestionar con criterio nuestra democracia.

 

¡Hombre! Somos periodistas, lo somos todo. Es bueno tener a un arquitecto para que le de más credibilidad a sus argumentos pero “Zapatero a sus zapatos” sabe o no sabe, es bueno decir que si se es periodista se tiene mente perspicaz, aprendamos de los signos, aprendamos a seguir el rastro que las huellas en la nieve que se escriben como tinta en un pergamino. De lo contrario, siempre vamos a ser la voz que se escucha como música de fondo, y no la voz tenor, la principal, nosotros tenemos el control de esto. ¡Hagamos las cosas bien!

Actualmente la credibilidad se ha perdido tanto que la labor del periodista se reduce a averiguar datos generales; decir que una nación hermana lucha por derribar una dictadura SOBRA.  Eso ya lo sabe todo el mundo, investiguemos lo desconocido, saquemos a la luz aquello que lleva una eternidad en tinieblas.

Eso si, cuidando de indagar como inquisidores, lo suficientemente documentados como para derrumbar imperios de mentiras construidas ante nuestros ojos; no lancemos hipótesis, la ética del comunicador exige como principio fundamental hacer un manejo racional de la información que se posee.

¿Dónde quedaron los buenos tiempos del periodismo? La era dorada de aquellos que con lapicero, libretilla y máquina de escribir creaban magníficas obras de arte.

Volvamos a nuestros inicios, dediquémonos a indagar lo suficiente; es cierto que los monopolios nos sobre exigen notas en lapsos de tiempo irrealizables, pero un buen periodista nunca se forma con artículos pobres y mediocremente redactados, se puede ser un periodista con mil artículos banales o se puede ser un gran periodista con 5 investigaciones irrefutables.

“No es la cantidad, es la calidad”

Tómese su tiempo, su trabajo vale muchísimo.

Con aprecio querido lector, de colega a colega.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s